Este blog participa en el concurso de la blogoteca. Si es de tu agrado puedes votarnos aquí.

miércoles, 19 de marzo de 2014

BENEFICIOS DE LEER CUENTOS A LOS NIÑOS


      Había una vez…,
      Erase una vez…, 
       ¿Cuántas veces nos han contado un cuento comenzando con estas mágicas palabras cuando éramos pequeños?
     Seguro que todo aquel que haya disfrutado de unos padres que les haya contado cuentos antes de dormir, lo recuerda como algo muy especial, que le causaba un gran placer.

      El cuento es un ritual recomendado por los expertos para lograr que nuestros hijos se relajen y formen una rutina antes de dormir, pero además beneficia a los niñ@s en muchos otros aspectos.


¿Cuáles son los beneficios?

     La lectura a los niños  estimula su creatividad y se ha demostrado que desarrolla su memoria.
      Y lo mejor de todo es que a través de los cuentos se ayuda a potenciar la imaginación de los niños y al mismo tiempo se crean y consolidan lazos afectivos entre los padres y los hijos.

     La imaginación cumple la función de potenciar la creatividad. A través de los relatos, los niños practican habilidades como escuchar, imaginar... Una buena opción para lograr esto es inventar un cuento o dar una nueva versión al cuento que más le gusta a tu hijo, recuerda que tu hijo puede participar de este proceso.

     Es una buena instancia para fomentar la lectura, transmitirles valores positivos o ayudarlos a entender alguna situación difícil a la cual se estén enfrentando.

      El cuento sirve también para complementar de manera creativa la educación de nuestros hijos. Por ejemplo apoyándonos en nuestras propias experiencias durante la niñez, podemos crear una historia y hacer ver a nuestros hijos que están cometiendo algún error, sin necesidad de que se lo digas directamente. Esto se produce porque el niño se identifica con el personaje protagonista de la historia y hace que él reflexiona sobre sus propias actitudes y comportamiento.
     La idea no es reemplazar con esto nuestra manera de educar a los niños, sino que de entregar una herramienta para educar y enseñar a nuestros hijos a reflexionar sobre sus actos.

La importancia de leer en voz alta


       La lectura silenciosa es un fenómeno reciente. Los libros de nuestros antepasados milenarios eran leídos sólo en voz alta y se escuchaban en compañía.            Sin puntos ni comas, leer era un hecho social y los primeros lectores silenciosos resultaron sospechosos para las autoridades pues su aventura solitaria de interpretación y relectura, escapaba al control de quienes mandaban.
         De hecho los signos de puntuación parece ser que aparecieron junto 
con la lectura silenciosa. Por ejemplo, unos monjes amanuenses idearon 
un método para ayudar a los menos capaces que consistía en dividir 
el texto en líneas con sentido, una forma primitiva que ayudaba a los
 lectores menos dotados a identificar el final de un pensamiento.
   Pensemos en lo aburrido y frustrante que puede resultar, 
sobre todo para un niño con dificultades, intentar leer sustituyendo sílabas, 
volviendo hacia atrás, repitiendo sin comprender el mensaje.
  Si la lectura no aporta diversión es inútil despertar 
su interés por leer...


   Entonces ¿qué hacer?    La mejor forma de acercar a los niños con
 dificultades al placer de la lectura es leerles en voz alta.

    Regalarles nuestro tiempo y leerles hermosos y divertidos cuentos,

 parándonos cuando haga falta y preguntarles si les gusta, para que atentos
 a lo que escuchan, disminuya la distancia que los separa de la palabra impresa.
¿Cómo leer un cuento a un niño?
    Para empezar a contar cuentos a los niños es recomendable considerar algunas pautas:
1- Elegir un buen momento para contarle un cuento: antes de dormir, después de comer…

2- Es aconsejable que los cuentos tengan ilustraciones para que los niños puedan visualizar lo que están escuchando.

3- Es importante charlar con el niño sobre el cuento que le estás contando, y contestar todas las preguntas que haga él.

4- Utilizar recursos como la voz para diferenciar cada personaje del cuento. Será más divertido para ambos.

Leer cuentos a los niños ayuda a potenciar su inteligencia.
¿Sabias que tu bebe puede aprender a leer en su etapa de infancia?  Se necesita dedicación, sacrificio y estar bien documentados para realizar los pasos correctos. 
Datos prácticos:
- Puedes revisar en internet sitios web con cuentos interactivos
- Otra opción es también imprimir un cuento y leerlo con tu hijo/a.


Foto: El Mercurio

Leer cuentos a los niños desarrolla su memoria.
       Generalmente los niños durante la infancia, especialmente entre las edades de 3 a 5 años les gusta que les repitas el mismo cuento cuando recién has terminado de leérselo. Para algunos padres el tener que repetir el mismo cuento, la misma canción, etc., resulta agotador. El hecho de que los niños deseen que repitamos una y otra vez la misma historia, es un deseo positivo, que trae muchos beneficios a los niños.
     Esa es la conclusión de un reciente estudio realizado por la Universidad de Sussex, Reino Unido.

      En la investigación, que duró una semana, se dividió a varios niños de 3 años en dos grupos, que tenían la tarea de aprender palabras nuevas. Estas palabras eran inexistentes. Se usó, por ejemplo, la palabra “sprock” para referirse a una herramienta para mezclar comida. Los niños de un grupo escucharon tres historias infantiles diferentes con las palabras inventadas, mientras que los niños del otro grupo escucharon siempre la misma narración con las palabras inventadas.
   Los resultados demostraron que los niños que habían escuchado siempre el mismo relato recordaban mejor las nuevas palabras que los niños del otro grupo. La conclusión es que repetir los mismos relatos varias veces es una excelente gimnasia para fortalecer la memoria de los niños.

       EN RESUMEN:
       Contar un cuento a los niños, además de entretenerles y educarles, trae beneficios a su desarrollo porque estimulan sus habilidades comunicativas, enriquecen su vocabulario, potencian su capacidad de comprensión, fantasía e imaginación, despiertan el placer de la lectura, y refuerzan su memoria. 
        Otros estudios han señalado que la repetición de la misma historia, aporta una valiosa información al niño sobre las relaciones personales. Es ahí donde nace la necesidad y el hábito de los niños de repetir, imitar en sus juegos lo que ha visto, escuchado o leído de un cuento. Es su forma de simbolizar, de vivir las informaciones que recibe.

Fuente: Diferentes páginas de internet.

3 comentarios:

  1. mi sobrino de 2 años ahora no deja que le lean cuando se va a dormir, el a su manera lee el libro eso es normal???

    ResponderEliminar
  2. Mi hijo ya se hizo el hábito que antes de dormir, papá tiene que contarle un cuento. Y eso lo realizamos desde cuatro años, ya tiene cinco y continúa igual...es una rutina para él, su cena, su baño, a la cama y el cuento de su papá....No quiere que nadie más lo haga, sólo su papá...Es mi suerte..!!!..la pregunta es..Hasta que edad es recomendable la lectura de los cuentos??...o ellos solos cambiarán de hábitos o de gustos???

    ResponderEliminar